Cuando el TURISMO SOLIDARIO beneficia más al que visita y no al que recibe Turismo responsable

Turismo SolidarioGustau Nerín es un antropólogo que se ha dedicado a la cooperación profesional durante los últimos 20 años. Asentado en la actualidad en Guinea Ecuatorial, nada de esto sería noticia si no fuera porque acaba de publicar un libro que, no por ser polémico, deja de decir verdades como puños. ‘Blanco bueno busca negro pobre’ es una velada crítica a la actuación de la cooperación internacional en África durante años y que, según Nerín, es totalmente inútil, tal y como ha sido entendida hasta la fecha. Relata el antropólogo que en muchas ocasiones los cooperantes toman el lugar de los líderes sociales africanos, presentándose en como ‘representantes’ de las sociedades donde trabajan. La realidad es que los cooperantes pertenecen a un universo cultural completamente diferente al de los ‘beneficiarios’, por eso al hablar por ellos no hacen sino suplantarlos en nombre de una ‘ciudadanía global’ que no existe más que en sus cabezas, dice en el libro. Además, también aborda el siempre delicado tema del turismo solidario, cuyas motivaciones van en muchos casos más a satisfacer las necesidades del que viaja y no del que recibe, cómo debería presuponerse.

Para Gustau Nerín, el turismo solidario se ha convertido en un fenómeno de moda.  Gente que se va a África ‘a ayudar’… “y luego se pasan tres días pintando una escuela y ocho días en una playa paradisíaca, para acabar volviendo con una gran satisfacción pensando que ha solucionado los problemas del continente. Pero han de saber que allí hay gente que hubiera pintado esa escuela mejor y con menos coste”. Los problemas no se reducen sólo a esto, porque muchas veces los proyectos que se venden en Occidente luego no son tan reales o, en cualquier caso, tan necesarios. Al hilo de esto, cuando estuvimos en Senegal nos enteramos de un proyecto fallido de una ONG francesa, que planeó montar un hospital-ambulatorio para asistir a mujeres que fueran a dar a luz en un poblado del país. Transportaron hasta allí docenas de incubadoras, junto con un puñado de turistas solidarios dispuestos a ayudar pero, una vez en el pueblo, constataron que la electricidad aún era una utopía.

En cualquier caso, más vale pensar que no todo funciona así y que hay opciones que si que merecen la pena. Por lo menos, que tratan de educar al que viaja, parte importante, sin actuar en los países de acogida como si fueran los salvadores del mundo. En ese sentido, Viajeros Solidarios es una Asociación sin ánimo de lucro cuyo fin es fomentar y promocionar un turismo solidario y responsable en países en vías de desarrollo. Su intención es que la gente pueda disfrutar de sus vacaciones, a la vez que conoce la realidad de un país, fomentando el intercambio cultural, hospedándose en alojamientos que contribuyan a su crecimiento sostenible e incluso teniendo contacto con proyectos de cooperación. Para ello proponen una serie de rutas solidarias por países como Nicaragua, Panamá, La India o Tanzania, opciones con las que los viajeros pueden conocer los países de una forma auténtica, practicando un turismo beneficioso, tanto para las comunidades receptoras como para quién lo realiza.

Esta Asociación sin ánimo de lucro cuenta con una comunidad web: Viajeros Solidarios, donde los usuarios proponen viajes de este tipo, alojamientos sostenibles o proyectos de voluntariado, para dar a conocer estos viajes y estos proyectos solidarios. Actualmente hay unas 110 rutas solidarias dadas de alta en la Web. Además, también han lanzado la única revista digital únicamente dedicada al turismo solidario en donde se publican reportajes sobre viajes, artículos sobre temas de solidaridad y entrevistas. De momento, llevan tres números publicados y se mueven en torno a los 3.000 lectores de media. Todo lo que sea divulgar y concienciar, para hacer un buen uso y promoción del término de turismo solidario, bienvenido sea.


Ecotumismo es un espacio de acción-reacción con el que hacer ver a todos y cada uno de nosotros que es posible creer en un cambio. Queremos crear conciencia de que está en nuestras manos, sólo en nuestras manos, cambiar el rumbo de determinadas cuestiones de la sociedad, aunque nos quieran hacer ver que somos sujetos pasivos ante las cosas que suceden a nuestro alrededor. Nada más lejos de la realidad, somos parte del problema y la solución a la vez. Constituidos formalmente como asociación, Estamos formados por un grupo de jóvenes multidisciplinares que abarcamos un radio de acción amplio, que engloba el sector turístico, el periodismo y sus diferentes vertientes comunicativas, la producción audiovisual, el cine, la sociología, las energías renovables, la agricultura ecológica, la permacultura o la bioconstrucción. Más información

Opiniones

  1. Tirso Cabral Says: marzo 20, 2011 at 2:15 pm

    Comparto plenamente los puntos de vista de G.N
    vienen de otros lados ONG a querer sustituir los lideres locales, inclusive esto de da en los llamados Clusters Turisticos.

  2. Buenas,

    Siento decir que yo no estoy muy de acuerdo con el planteamiento de Nerín. Me parece muy peligroso generalizar de esa manera el rol de los cooperantes. Desde la cooperación al desarrollo se impulsan muchísimas intervenciones con múltiples enfoques. A veces, no lo niego, terminan por tomar espacios y dinamizar actuaciones que deberían liderar los locales, generalmente, porque en algunos de los lugares donde se opera no hay líderes dispuestos ni habilitados para asumir muchos roles que los cooperantes adoptan. Pero hace tiempo que los cooperantes y las organizaciones que les emplean tienen muy claro que deben evitar la injerencia en asuntos ajenos (Eso no quita para que sigan acompañando a los agentes y líderes locales en sus procesos de empoderamiento y liderazgo). Por lo tanto, responsabilizarles o culparles de ello no me parece acertado.

    En cuanto a las motivaciones de turistas (solidarios) y receptores, creo que más que incidir en el peso y el alcance de lo que hacen (a mi parecer, el hecho de HACER es lo de menos), hay que poner en valor la riqueza que para ambos puede suponer el intercambio cultural que se da en esas experiencias. He vivido muchas experiencias como turista (más o menos solidaria) y me atrevo a afirmar que ambas partes hemos salido enriquecidos y muy contentos de ese intercambio en todas y cada una de las ocasiones.

  3. […] Turismo Solidario, ¿a favor o en contra? http://www.ecotumismo.org/?p=3216  por luisete77 hace 3 segundos […]

  4. […] » noticia original […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

©Asociación Ecotumismo, Turismo Responsble y Sostenibilidad - Derechos reservados - Aviso Legal - Política de privacidad