Los vecinos de Barcelona se plantan ante el modelo de turismo INSOSTENIBLE de la ciudad Turismo / Turismo responsable

masificacion de turistas en barcelonaDefinitivamente Barcelona parece caminar con paso firme el mismo camino que, no demasiado tiempo atrás, han recorrido otras ilustres ciudades europeas que viven en la cúspide del turismo como Roma o Venecia. Cúspide según la óptica desde la que se mire por supuesto… La Asociación de Vecinos de Ciutat Vella, el colectivo vecinal del centro de la ciudad (de largo la zona más visita y masificada de turistas), ha puesto en marcha una campaña para tratar de concienciar a los visitantes sobre el coste y las molestias que generan a los habitantes del casco antiguo. El objetivo es tratar de fomentar un turismo más responsable, que permita a los ciudadanos seguir haciendo su vida normal y a los turistas disfrutar de su visita y de los encantos de la ciudad de una manera cívica y ordenada. La acción se ha centrado en la difusión de un millar de ejemplares de un folleto en siete idiomas (catalán, castellano, italiano, inglés, alemán, francés y ruso), que también está disponible para descargar en el portal de la Asociación.

En este punto, cabe recordar que Barcelona es la primera ciudad del mundo certificada como destino turístico sostenible por la marca Biosphere, algo a todas luces difícilmente comprensible desde mi punto de vista si atendemos a quejas como esta. También cabe preguntarse cómo es posible que se haya llegado a esta situación, en la que los vecinos tienen que tomar la iniciativa ante la inacción tanto de la administración como de los principales lobbys turísticos, tan activos cuando les interesa… No estaría de más que los mismos hoteleros que han puesto el grito en el cielo en contra de cualquier tipo de impuesto o tasa turística, ya lleve el prefijo ECO delante o no, se preocupen por ofrecer un producto turístico de calidad, con el que la población local se sienta identificada. La gallina de los huevos de oro tiene un límite y no vale con declaraciones populistas y oportunistas aprovechando la crisis para justificarlo todo. Determinados modelos como este, que no llegan a ser ni pan para hoy, imaginemos el hambre que pueden causar mañana.

Unos hoteleros que, por cierto, ya han dado el visto bueno a la tasa turística que se comenzará a cobrar en Cataluña en los próximos meses. Menos mal que lo han hecho por responsabilidad…  ¿Dónde ha estado esa responsabilidad hasta ahora? Que no nos extrañe cuando veamos como el resto de regiones españolas toman el mismo camino… Ha tenido que venir una crisis económica brutal como la actual para que se termine imponiendo una tasa turística, aunque sus fines sean de todo menos medioambientales o de protección del destino. Los últimos presupuestos generales del Estado en España prevén un recorte del 30% en promoción turística y, ya puestos, hay que buscar ese dinero de donde sea. Como dice el dicho, si ves las barbas de tu vecino cortar, pon las tuyas a remojar… así que Cataluña será la primera de otras muchas en buscar nuevas vías de ingresos ante la impasible tijera institucional. Cuando hay intereses económicos de por medio, todo es justificable y siempre es mejor cobrar impuestos a los que nos visitan que a la propia ciudadanía, aunque a este ritmo tiempo al tiempo…

masificación de turistas en Barcelona

Volviendo al folleto repartido por los vecinos de Barcelona, lo cierto es que no tiene desperdicio. En él se recogen algunos de las principales amenazas que ya está causando la actividad turística, tal y como mayoritariamente se viene desarrollando en los últimos años. Problemas que pasan por una masificación insostenible del centro de la ciudad, atestada de visitantes durante buena parte del año, pero principalmente en fines de semana, puentes y, en general, en época primaveral y estival con el buen tiempo. Esta masificación genera dificultad en la movilidad cotidiana de los habitantes locales en determinadas zonas de la ciudad y hacen daño al tejido social, con una cada vez menor presencia de ciudadanos, de comercios y en definitiva de vida local. La inflación de los precios, tanto de servicios como de productos, junto con la disminución de espacios públicos para los vecinos, está conformando un cocktail de difícil salida.

La administración tampoco se queda atrás. La Asociación de Vecinos de Ciutat Vella hace mención en el texto del folleto que al gobierno local no le interesa regular la situación a la que ha llegado el turismo en la ciudad. Esto es algo que uno entiende después de leer las declaraciones de la concejal Mercè Homs del ayuntamiento de Barcelona, al hilo de las quejas recibidas por el exceso de ruido en torno a la catedral de Santa María del Mar en el Born. Homs dijo, poco más o menos, que tampoco es para tanto ya que “sólo quedan un par de vecinos” por allí. Precisamente, CIU (partido en el gobierno y en el que milita Mercè Homs), con el apoyo del PP, planea una modificación del Plan de Usos de Ciutat Vella.

El objetivo de dicha modificación del plan es el de aumentar las plazas hoteleras, algo que seguro acabará con el rastro de población local de determinadas zonas del centro, priorizando las supuestas necesidad de los turistas. Luego, cuando escucho que más de la mitad de las plazas hoteleras se quedan vacías cada día en España, me entra la risa viendo a políticos y empresarios turísticos vender la necesidad de aumentar las camas y la capacidad de un destino, aludiendo al progreso, el aumento de los ingresos y la creación de empleo. Por el contrario, especialmente en el centro de Barcelona, el mobbing inmobiliario y los pisos turísticos acaban aflorando y causando más daño a la población local que otra cosa.  Todo tiene un límite y la duda radica en saber cuando se dirá definitivamente basta. Me temo que lo del folleto es sólo un primer paso…


Formado en comunicación y turismo, fue en el sector turístico donde precisamente comenzó a apreciar la necesidad de un giro a la hora de viajar y practicar turismo. Considera que un viaje responsable no sólo se reduce a una adecuada práctica medioambiental, sino que debe resumir todas las habilidades que se suponen implícitas a las buenas relaciones personales, aunque no siempre es así. Tal vez resulte paradójico pensar que todo viaje debe convertirse en un intercambio social y cultural, pero... ¿por qué no intentarlo? Con experiencia profesional contrastada en medios de comunicación y en entidades públicas y privadas dentro del sector turístico, es uno de los fundadores de Ecotumismo y lleva la gestión editorial y coordinación de proyectos desde su puesta en marcha en 2009. En esta última etapa de su vida profesional ha adquirido experiencia nacional e internacional en el marco de proyectos vinculados al turismo responsable trabajando como consultor freelance a través de Ecotouristing. Además ha adquirido un notable conocimiento de la realidad actual del sector del turismo rural en España, gracias a su trabajo como responsable de comunicación y coordinación de proyectos con la Fundación Ecoagroturismo. A principios de 2013 se ha incorporado al equipo del portal de turismo temático Turinea para dar soporte en tareas de comunicación y marketing, además de desarrollar el proyecto Rutas turísticas y Paisajes Sonoros. Una innovadora iniciativa para poner en valor una red de rutas turísticas basadas en experiencias sensoriales etnográfico-culturales y ambientales, con la premisa de fomentar un tipo de turismo responsable y sostenible. Se enfatizará el carácter innovador del proyecto a través de herramientas sonoras al servicio de las nuevas tecnologías, que servirán como elemento clave de conservación cultural, como instrumento de promoción y como hilo conductor de las diferentes propuestas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

©Asociación Ecotumismo, Turismo Responsble y Sostenibilidad - Derechos reservados - Aviso Legal - Política de privacidad